El Ayuno Intermitente (AI) es un patrón de dieta en lugar de una dieta en sí misma. Aquí una breve revisión desde el punto de vista médico. Recuerda que antes de iniciar un cambio en tu estilo de vida consulta con tu médico y con tu nutriólogo(a)

El AI no es una medida mágica para bajar de peso. La ganancia y pérdida de peso se atribuye a las calorías que se ingieren y las que se utilizan. Si ingiere un exceso de calorías, aumenta de peso. Si quema más de lo que ingiere (déficit de calorías), pierde peso. (1)

La idea de AI ayudar a crear un déficit de calorías. El comer menos = déficit de calorías = pérdida de peso. Pero también te mantiene satisfecho. Porque llegas a tu hora establecida de comer con más hambre, todos nos identificamos con la frase, “con hambre la comida sabe mejor” y te sientes como estar en un banquete.

Menos número de comidas pero más cantidad de comida en cada comida = más satisfacción después de comer y menos snacks. Dudas: ¿Voy a tener hambre todos los días?" Pues sí, pero no. Una vez en la rutina, el ayuno es un hábito muy fácil
Tiene muchos efectos en el cuerpo. Los niveles sanguíneos de insulina disminuyen. Tendrá una menor resistencia a la insulina porque su cuerpo no estará constantemente sobrecargado. Menor resistencia a la insulina = menos posibilidades de desarrollar diabetes (2)

No está peleado con el desarrollo de masa muscular. La hormona del crecimiento humano puede aumentar, esto facilita la quema de grasa, el crecimiento muscular y las propiedades antienvejecimiento.

Puede ayudar a reducir el estrés oxidativo y la inflamación en el cuerpo. El estrés oxidativo y la inflamación son algunos de los pasos hacia el envejecimiento y las enfermedades crónicas.

El AI induce varios procesos de reparación celular. El cuerpo puede enfocarse en mejorarse a sí mismo. Mientras ayuna, sus células inician un proceso de “eliminación de desechos celulares” llamado autofagia. Hacer esto puede reducir su riesgo de cancer. (3)

En el cerebro, aumenta los niveles de BDNF (factor neurotrófico derivado del cerebro), una deficiencia en esto está relacionada con la depresión y otros problemas cerebrales.(4)

Existe una amplia gama de protocolos con un principio: abstenerse de la ingesta de alimentos por períodos más largos que el ayuno nocturno habitual.

Los protocolos de ayuno intermitente más populares se dividen en las siguientes tres categorías:

1. Ayuno de día completo: Los protocolos de un día completo requieren la abstinencia de alimentos durante 1 o 2 días por semana con ingesta de alimentos libre el resto de la semana.

2. Ayuno de día alternativo: El ayuno de días alternativos implica alternar períodos de 24 horas de ayuno y consumo de alimentos libre.


3. Alimentación con restricción de tiempo. El ayuno con restricción de tiempo implica seguir una rutina todos los días donde ciertas horas se designan como períodos de comida y el resto de horas como períodos de ayuno ej., 8 horas para comer, 16 horas período de ayuno.

A pesar de los beneficios para la salud, El AI tiene inconvenientes. El cuerpo necesita tiempo para adaptarse a los cuerpos cetónicos como fuente de energía en lugar de glucosa. Por consiguiente es frecuente al inicio presentar fatiga y mareos, si se hace en conjunto con los medicamentos para control de diabetes mellitus pueden ocasionar una hipoglucemia severa.

Esta contraindicado en niños, embarazadas y personas que realizan trabajos físicos pesados. Si tienes sobrepeso u obesidad recuerda que si quieres resultados diferentes necesitas hacer algo diferente.

Siempre asesorado por tu médico y nutriólogo(a).

1. Khedkar PH. Intermittent fasting—The new lifestyle? Acta Physiol [Internet]. 2020 Aug 19;229(4). Available from: https://onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1111/apha.13518

2. de Cabo R, Mattson MP. Effects of Intermittent Fasting on Health, Aging, and Disease. Longo DL, editor. N Engl J Med [Internet]. 2019 Dec 26;381(26):2541–51. Available from: http://www.nejm.org/doi/10.1056/NEJMra1905136

3. Margină D, Ungurianu A, Purdel C, Tsoukalas D, Sarandi E, Thanasoula M, et al. Chronic Inflammation in the Context of Everyday Life: Dietary Changes as Mitigating Factors. Int J Environ Res Public Health [Internet]. 2020 Jun 10;17(11):4135. Available from: https://www.mdpi.com/1660-4601/17/11/4135

4. Patterson RE, Sears DD. Metabolic Effects of Intermittent Fasting. Annu Rev Nutr [Internet]. 2017 Aug 21;37(1):371–93. Available from: http://www.annualreviews.org/doi/10.1146/annurev-nutr-071816-064634


Dr. Isaac Francisco Chávez Díaz
Médico Anestesiólogo. Maestro en Educación


Notas Relacionadas

Comentarios sobre esta nota

Comenta esta nota