Netflix pierde cada día un poco más de ese pastel, del cual antes nadie quería probar. Hoy, con más de una docena de servicios de streaming en el mercado mexicano, Netflix siente una verdadera amenaza, al vislumbrar al gigante de tres círculos por encima del muro fronterizo. Sin embargo, la N roja no ha hecho todas sus jugadas aún.

‘Disney+’ llegará a las pantallas de México entre octubre y noviembre del 2020. Ofreciendo para entonces, por aproximadamente $130 pesos mexicanos, todas las producciones habidas y por haber relacionadas al Ratón, y sus compañías recién compradas.


En el catálogo se tendrá a Pixar, Marvel, Lucasfilm, National Geographic y a las producciones originales de Disney. Eso quiere decir, que tendremos desde Blanca Nieves y los Siete Enanos, a documentales de vida salvaje, la nueva película de Los Vengadores, etc.

Por otro lado Disney+ se enfrenta un grave problema interno, ya que su contenido está manejado como apto para todo público. Lo que pone en duda la disponibilidad de su catálogo completo de FOX, y lo que puedan ofrecer a un público más maduro.

PAGAR NETFLIX EN EL RECIBO

Hace algunos días se anunció que el servicio de telefonía e internet más grande de latinoamérica ofrecería Netflix en sus paquetes de megas, línea fija, antivirus, servicio de almacenamiento en la nube, y por si no fuera bastante, la plataforma que por ‘defecto’ incluye cualquier paquete Telmex: Clarovideo.

Este astuto movimiento coloca a Netflix en una posición de mayor acceso a potenciales consumidores. Por ejemplo, quienes no poseen tarjetas bancarias, tendrán la facilidad de pagar hasta en el Oxxo su internet, teléfono y el Netflix.

Por el momento existen tres paquetes, los cuales varían desde los $499 pesos, a los $1,049, según las pantallas simultáneas de Netflix, la velocidad de megas en el internet, y el espacio de almacenamiento en la nube de ClaroDrive.

¿CAERÁ EL RATÓN EN LA TRAMPA?

Disney es un glotón al que le es imposible satisfacer sus deseos de comprar empresas cada dos segundos. Pero un gigante como Netflix no se quedará de brazos cruzados mientras le hacen sombra. Ya que, además de acercarse a públicos que posiblemente ni han escuchado de él, comienza a vender nostalgia con la adquisición de nuevos contenidos.

Ahora, Netflix ha cerrado tratos con Nickelodeon para producir nuevas series y películas, e incluir viejos dibujos animados que muchos de nosotros vimos de pequeños.


Mientras que uno ofrece desde contenido infantil, hasta para adultos, Disney+ se limita a sí misma con su oferta apta para todo público. Algo que puede que en un inicio atraiga, pero que terminará por cansar a quienes buscan violencia, sexo o contenidos políticamente incorrectos. Pero no se salvarán quienes tienen pequeños en casa, pues deberán tener obligatoriamente el servicio para entretener.

En la guerra y en el amor todo se vale; esperemos entonces, que al final de todo este conflicto digital, sea el usuario el beneficiado. Al final de cuentas, es quien paga.


Notas Relacionadas

Mi Sonora

Netflix y Telmex contra Disney

2019-11-29

Netflix pierde cada día un poco más de ese pastel, del cual antes nadie quería probar. Hoy, con más de una docena de servicios de streaming en el ...

Comentarios sobre esta nota

Comenta esta nota